944210935 - 616409297 zaintzean@zaintzean.com

Kaixo auxiliares! ¿Os habéis preguntado alguna vez cuáles son las diferencias entre contratar en una empresa o como empleada del hogar? Pues todo lo que necesitáis saber lo tienes aquí. Sigue leyendo.

 

Como nos gusta hacer siempre, pongamos un poco de contexto. Eres una persona dependiente y estás buscando una ayuda para tus día a día. Resulta que tienes dos opciones pero no sabes con cuál quedarte. La primera sería contratar una empleada del hogar y la otra es contratar horas en una empresa de asistencia domiciliaría como la nuestra. 

 

Lo que cualquier persona haría sería una tabla de pros y contras con cada oferta. ¿Verdad? Pondríais el horario y cuál os gusta más, compararíais también la duración de la jornada y la duración del contrato entre otras muchísimas opciones. En Zaintzean queremos dar un paso más y resolver el mayor número de preguntas posibles.

 

Contratar a una empresa

 

A la hora de contratar a una empresa para que nos ayude con nuestras carencias tenemos que tener en cuenta diversos factores positivos y algunos negativos. Vamos cuáles son.

 

Cuando contratas una empresa, contratas un servicio. Esto significa que tendrás una persona realizando las tareas previamente acordadas siempre. Es decir, la empresa pondrá una trabajadora a tu disposición aunque tu asistenta regular esté de vacaciones o de baja laboral. Ya que como hemos dicho tú contratas un servicio no una persona. La empresa es quién se encarga de realizar el contrato a la trabajadora y de todo lo que ello conlleva, Seguridad Social, pagas extras, salario… 

 

Otro beneficio añadido a eso es que tú te olvidas de todas esas gestiones que suelen dar dolores de cabeza, ya que si eres tú la que contrata a una persona tienes que ser tú quién salga de titular en el contrato, quién pague la SS y demás tramites.

 

El valor añadido de contratar una empresa es la flexibilidad de cambio de horas, hoy necesitas que venga alguien de 8:00 a 12:30, mañana de 16:30 a 20:00 y pasado mañana de 6:00 a 11:00. Estos horarios con una empleada del hogar serían casi imposible, pero con una empresa, reiteramos, contratas un servicio que siempre estará cubierto dentro del contrato establecido.

 

Contratar a una empleada del hogar

 

Bueno bueno, hemos sacado muchas comparativas, una empleada del hogar de momento sale perdiendo, pero no todo es negativo, te vamos a contar varios puntos a favor.

 

Contratar a una empleada del hogar significa que siempre tendrás a la misma persona a tu lado desarrollando la confianza mutua que un caso así merece. Es una persona con la que compartirás muchos momentos de tu vida y la que hará de unión entre tú y tu círculo cercano. 

 

Sin duda alguna cuando un caso necesita digamos 6 u 8 horas diarias de ayuda domiciliaria el desembolso que harías contratando a una empresa sería mucho mayor que si contrataras a una empleada del hogar. Por lo que contratar una empleada sería un ahorro significativo.

 

¿Qué haríamos en Zaintzean?

 

Solucionar todos tus problemas de un plumazo. Ofrecemos ambos servicios. Siempre estudiaremos tu caso y ofreceremos el servicio que más adecue a tu caso. Si solo necesitas ayuda para aseo y vestirte, te pondremos una trabajadora por horas, en cambio si eres una persona completamente dependiente optaremos por la empleada de hogar. 

 

En ambas situaciones somos nosotros quienes se encargan de la contratación y gestión de la empleada.

 

Si quieres saber más sobre nuestros servicios, ponte en contacto con nosotros clicando aquí y en la mayor brevedad posible tendrás tu ayuda domiciliaria contratada.

 

No te pierdas los siguientes artículos de nuestro blog que seguro resuelven más dudas que puedas tener. No te olvides de compartirnos con quién creas que necesite saber esta información. Agur, agur.